Volver a los detalles del artículo Eduardo Sanz Escartín: el reformismo de un católico conservador Descargar Descargar PDF