[1]
M. A. Marrodán López, «¿Un uso adecuado de las emociones influye en el desarrollo de nuestros hijos e hijas?», PYM, n.º 275, pp. 26-28, 1.