Taizé: la reconciliación es posible

  • Razón y Fe

Resumen

El absurdo asesinato del que fue víctima el hermano Roger, fundador y prior del monasterio ecuménico de Taizé, nos ha traído dolorosamente a la memoria la obra de reconciliación que está llevando a cabo esta comunidad monóstica, una reconciliación orientada en primer término hacia las mismas Iglesias cristianas, sin perder en ningún momento de vista a la comunidad internacional, no menos necesitada de ella. En palabras del cardenal Kasper, presidente del Consejo Pontificio para la Unidad de los Cristianos, el H. Roger ha sido «uno de los grandes
maestros espirituales de nuestro tiempo: irradiaba amor y esperanza». A su vez, el diario The Independent lo presentaba recientemente como «el mayor abogado de la reconciliación entre las Iglesias». Había recibido, entre otros, el Premio UNESCO de la Educación para la Paz
(1988) Y el Premio «Robert Schuman»(1992) por su contribución a la construcción de Europa.

Publicado
2005-11-01
Sección
Editorial