El terrorismo o el cuento de nunca acabar (Reflexiones en torno a una mesa redonda)

Francisco Bueno Arús

Resumen


El terrorismo es una actividad humana que presenta tres graves inconvenientes:a) Es uno de los delitos más graves y sanguinarios en cuanto a los resultados y sin embargo es de los que menos conciencia de culpabilidad presenta en sus autores. b) Es un pretexto para maniobras políticas por parte de los Gobiernos afectados, que utilizan a los terroristas como señuelo electoral. c) En ambos casos, terroristas o gobernantes utilizan un lenguaje increíble, en el que las reglas de la gramática o de la lógica más elementales quedan reducidas a puras emisiones de sonidos sin significación alguna pero sin que nadie se apee del burro. Hay varias situaciones que demuestran que los terroristas son los mayores criminales del mundo actual con la conciencia más tranquila. En primer lugar, la creencia tan extendida entre los profesores de que el Derecho y la Moral son dos mundos aparte provoca que la imputación de gravemente inmoral a una conducta deje imperturbables a sus autores y a sus críticos mientras no sea también disfuncional. La dificultad o imposibilidad de definir dogmáticamente al terrorismo hace que sus autores no se dejen impresionar por lo que no se puede definir. Y la conciencia deque el terrorismo es un delito político anima a los letrados de los terroristas a tratar de demostrar –a pesar de lo que dicen Constituciones y Tratados internacional esquelos terroristas merecen un trato de favor cuando lo real es lo contrario: que en nuestros días cometer un delito político es mucho más grave que cometer un delito común. Los gobernantes, por su parte, se empeñan en hacer del terrorismo un motivo dedinámica política, conversando con los terroristas para demostrar que son demócratasy disimulando sus delitos (como si la persecución de éstos fuera una decisión discrecionaldel Gobierno), tratando de demostrar a los de fuera que la paz está al caer, y a los de dentro que se espera conseguir más votos en las próximas elecciones (a pesar de lo disfuncionales que resultan las víctimas pidiendo justicia). Además, como todo es negociable y el mayor valor es la paz, lo que importa es asegurar la paz y “dejar a los muertos que entierren a los muertos”. Lo peor es que todo esto es mentira: ni la Moral deja de tener que ver con el Derecho, ni el delito político merece un trato de favor, ni los terroristas van a renunciar nunca a dejar sus armas, ni todo esnegociable y en cualquier momento, ni la paz es el bien más valioso (lo es la libertad), ni… Ya he presentado algunas muestras del lenguaje-caricatura con el que unos yotros nos toman el pelo, pero aún quedan más. El terrorista dice que no es culpablede los crímenes que comete, porque el culpable es el Gobierno que no le regala la independencia. El gobernante afirma que el culpable de que el terrorismo produzca alarma no es el Gobierno que casi le trata de igual a igual, sino la Oposición, que denuncia lo que pasa. La culpa es del mensajero. Hombre de buena fe es el que renuncia a los derechos (de los demás) por una apariencia de buena fe, como políticode buena fe es el que compra votos (con el dinero de los demás) y sigue pensando que ETA va a renunciar a la violencia si se emplea el lenguaje que ella quiere, despreciando el hecho de que utilizar su lenguaje es reconocerle la condición de Ejército en armas y no el de Criminalidad organizada o Banda de miserables que sólo saben matar con explosivos o por la espalda, pero cuidando de no suicidarse. Que Bélgica los siga protegiendo, ya que la Unión Europea todo lo ha dejado en agua de borrajas.

Palabras clave


Conciencia de culpabilidad, criminalidad organizada, delito político, Derecho y Moral, Política, lenguaje jurídico, lenguaje político, negociación, paz (como derecho fundamental), terrorismo.

Texto completo:

PDF

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


Licencia Creative Commons
Revista Icade (ISSN digital: 2341-0841) editada por Universidad Pontificia Comillas se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported

Revista Icade

Universidad Pontificia Comillas

Facultad de Derecho y Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales

Alberto Aguilera, nº 23 - 28015, Madrid.

Tel. +34 91 54 22 800 | E-mail: revista-icade@comillas.edu