Sentido y finalidad de un privilegio relativo al c.630

Palabras clave: cuenta de conciencia, discernimiento, gobierno espiritual, secreto

Resumen

La cuenta de conciencia al Superior comporta para los religiosos dar a conocer a su Superior aspectos de la persona y de la vida que se consideran parte de la propia intimidad. El CIC prohíbe que los Superiores religiosos induzcan de cualquier modo a sus súbditos a que les den la cuenta de conciencia. Mucho más, se entiende, que les obliguen a hacerlo. El religioso puede dársela voluntariamente a su Superior, el cual, a menos que el súbdito consienta, no podrá revelar a nadie lo que venga a saber por este medio ni tenerlo en consideración para su gobierno. Contrariamente, en la Compañía de Jesús esta práctica es obligatoria y el Superior, estando obligado también a guardar secreto salvo que el jesuita le libere del mismo, siempre puede hacer ese uso de los conocimientos adquiridos. Algunas características del carisma y modo de gobierno de la Compañía pueden explicar esta peculiaridad.

Publicado
2020-01-29
Cómo citar
Sánchez-Girón Renedo, José Luis. «Sentido Y Finalidad De Un Privilegio Relativo Al c.630». Estudios Eclesiásticos. Revista de investigación e información teológica y canónica 81, no. 319 (enero 29, 2020): 725-760. Accedido septiembre 24, 2020. https://revistas.comillas.edu/index.php/estudioseclesiasticos/article/view/12195.